viernes, 2 de julio de 2010

Baby Can I Hold You?

Después de dormir en una cama muy incomoda, (que sé, hay muchísimas más, incómodas y rígidas), me levanté en calconcillos y una camisa, muy al estilo Javier Cámara y su polifacética actuación en Hable con Ella, en donde mira a Alicia como un soñuelo, desde su amplia y caprichosa ventana.

Pues hoy he visto fútbol, he comido con los de mi trabajo, y he estado en la tarde entre sugestiones, políticas y esas cosas que dicen, "pues llegó el día". El domingo hay elecciones en el pueblo, en el estado, y en otras partes de México, y yo ando cagado con eso, no estoy mucho en casa, las cosas se han tornado un poco raras, como para pasar algunas horas por las tardes, además de que el calor es insoportable, tedioso, rudo. No hay muchas cosas que hacer, más que concentrarse, y que te pegue el aire, ando pasándola bien con toda esa crisis que esta pasando con la tecnología, no hay muchos medios para distraerte, por lo pronto la oficina, es el medio más autóctono para digerir esas cosas, que me mantienen vivo, como si fuese un cabrón adicto.

1 comentario:

jorgeLL dijo...

Resiste mi Arturo, resiste mi buen.
yo acabo de salir de una deshidratación por andar entregando pizzas allá afuera con una temperatura terrible de 49.8 grados centígrados, ala sombra.
terrible. saludos!